Tiempo de conservación de alimentos envasados al vacío

Tiempo de conservación de alimentos envasados al vacío

El proceso de envasado al vacío es una manera muy efectiva de conseguir que un alimento prolongue su tiempo de vida útil, retrasando la aparición de bacterias y microorganismos varios. Como se saca el aire, también se extrae el oxígeno, por lo que los microorganismos aeróbicos lo tendrán más difícil para estropear la comida. Por mucho que nos esforcemos, seguro que tenemos ese alimento en la nevera que aunque si bien no ha caducado según la fecha de caducidad, no está en condiciones de ser consumido y es que, una vez abiertos, tan solo pueden mantenerse un determinado tiempo en el frigorífico. Por ejemplo, si compramos una pieza de carne como pollo o pavo crudo, siempre que esté bien limpio y vaciado, puede llegar a durarnos un par de días en las mejores condiciones, el mismo tiempo que durará prácticamente cualquier carne troceada. El pescado crudo debería de consumirse en el mismo día o como máximo al día siguiente. Son muchos los pescados los que tienen la posibilidad de tener anisakis si no se consumen a tiempo. El bacon y la panceta pueden llegar a aguantar hasta 7 días (sobre todo si son adobados, ahumados o curados), las salchichas frescas tan solo un par de días, los dulces 3-4 días…. Cómo ya estamos viendo, no es que tengamos mucho margen de tiempo precisamente. Por ello, te queremos ofrecer un truco que ayudará a conservar los alimentos durante mucho más tiempo, especialmente los frescos: el envasado al vacío. Estamos hablando de máquinas especiales que nos permitirán usar una bolsa de vacío en dónde se guardarán los alimentos. La máquina tiene el objetivo de acabar con el aire del exterior, evitando que el alimento en sí se pueda llegar a oxidar. Para que puedas saber el tiempo que ganarás con este método, hemos preparado algunos ejemplos que encontrarás en las líneas siguientes.

Tiempos de conservación: nevera vs alimentos envasados al vacío

-Por ejemplo, si queremos conservar carne asada o hervida, en la nevera nos podría durar entre 3-5 días. Sin embargo, si nos decidimos a envasarla al vacío en la nevera, el tiempo se incrementa hasta llegar a los 10-15 días; es decir, que estamos hablando del triple de duración. -Si queremos conservar arroz y pasta, la duración en la nevera no será mayor de los 3 días. Siempre y cuando se lleve a cabo el envasado correcto, el mismo producto envasado en la nevera podría alcanzar los 8 días. -En cuanto a las sopas vegetales y los purés, en el “frigo” se calcula que su duración será de entre 2-3 días; si los envasamos y conservamos en el frío, esta duración podría incrementarse hasta los 8-10 días. -Los dulces rellenos (como cremas y dulces), también los solemos conservar durante mucho tiempo en la nevera, aunque a veces demasiado. Debes de saber que tan solo durarán 2-3 días. En el caso de que los envasemos, los podremos mantener en la nevera unos 6-8 días. Antes de terminar con el artículo, hay un detalle importante que debería de ser matizado: cuanto más tiempo pase el producto envasado, más se notará el envejecimiento (sobre todo en productos como el pollo). Es por ello, por lo que conviene que los consumamos cuanto antes para evitar su deterioro. Podemos establecer que envasar un producto puede alargar su tiempo de vida útil entre 2,5 a 3 veces más que guardarlo sin envasarlo en la nevera.